BEBES

Hay 21 productos.

Los bebés no se pueden quejar si un cuello es áspero.

Su piel es muy delicada y puede sufrir reacciones alérgicas de todo tipo.

Si bien Katia comercializan lanas especialmente diseñadas para bebés, es importante hacer una buena elección.

Os presentamos nuestra selección de lanas para bebé.

¿Dudas entre qué ovillo escoger?

Después de la presentación de nuestras lanas encontraréis también, en esta página, más informaciones de utilidad.

Mostrando 1 - 21 de 21 referencias

Filtrar por:

Qué tipo de lana comprar si vamos a tejer ropa de bebé

Las lanas para bebé normalmente son hilos y lanas que se tejen con agujas o ganchillos de números pequeños, para conseguir un acabado de calidad.

El tacto de la lana que elijas para tu pequeño debe suave y esponjoso, sin hilos ni pelusas, y tener un grosor de medio a fino.

Es importante que tengas en cuenta que algunas lanas no permiten la limpieza a máquina, por lo que en ese caso tendrías que lavar a mano.

Las lanas que típicamente recomendamos son la lana merino, la lana de algodón y la lana de alpaca.

Lana merino

La lana merino es uno de los tipos más suaves de las lanas disponibles. 

Su fibra es muy fina, suave y de muy alta calidad y posee una baja torsión.

Entre sus cualidades:

  • Posee un capa de protección natural que repele la suciedad y evita las bacterias.
  • Protegerá a los más pequeños de afecciones de la piel y sarpullidos.
  • Es más transpirable que otras fibras, previene los malos olores, absorbe el sudor y elimina la humedad de la piel.
  • Proporciona protección contra los rayos UV del sol y es resistente a las manchas.

Entre sus inconvenientes:

  • No es recomendable dejar estas prendas en remojo. Sólo lavado en seco.
  • Al poseer baja torsión es más propensa a la formación de peeling por el roce o uso constante.

Un truco para poder tejer con lana merina es tensar la hebra para que la prenda quede firme.

Lana de algodón

La lana de algodón está especialmente indicada para las alergias de la piel.

Es menos cálida que otros tipos de lana, por lo que se recomienda para primavera o para tejer complementos.

También tiene propiedades antibacterianas y antiestáticas.

Se encuentra en todo tipo de grosores.

Lana de alpaca

Tiene propiedades similares a las de la lana de merino.

Entre sus cualidades:

  • Es 3 veces más caliente que la lana convencional conservando la ligerez.
  • Es 3 veces más resistente que el pelo de oveja.
  • Es resistente al agua. Tolera muy bien los lavados sin apenas perder propiedades.
  • Casi no contiene lanolina, lo que la convierte prácticamente en hipoalergénica. No dará ningún problema al entrar en contacto con la delicada piel de los niños pequeños.
  • Es casi tan suave como el cashmere.

Podrás utilizar la lana de alpaca para tejer como más te guste, con agujas de punto o con ganchillo, y en el grosor que prefieras.

Para las prendas infantiles es mejor utilizar un grosor de medio a fino.

Ideas de creaciones para bebés:

  • Chaquetas clásicas, Chaquetas de estilo Jacquard, Chaquetas con capucha
  • Mantas de rayas
  • Boleros
  • Chalecos con trenzas
  • Jerséis
  • Pantalones a juego,
  • Gorros
  •  Patucos, Patucos a rayas
  •  Gorritos de elfo
  •  Calcetines bicolor, calcetines con trenzas,
  •  Ositos
  •  Mantas con dibujos
  •  Sandalias
  •  Pichis
  •  Braguitas